Seguidores

18 de octubre de 2010

Lo importante es el detalle.

Este post se me ha ido ocurriendo tras leer un post reciente que tocaba el tema de los cumpleaños en el cachondísimo blog de JasJ: Joven, aunque sobradamente Jodido. Echadle un vistazo.

A lo que iba. La pasada semana fueron los cumpleaños de mi madre y mi abuela. ¡Qué estrés! Y es que tengo un grave problema con los cumpleaños: los veo muy sobrevalorados. No entiendo la paranoia social que gira en torno a ellos, la gente tiene la necesidad imperiosa de felicitar a todo el mundo el día que casualmente coincide en fecha con el que hace ni se sabe cuántos años tocó con las orejas la vulva de su madre. Esta paranoia se ha incrementado gracias a las redes sociales, que facilitan que personas que llevan sin verte lustros, se acuerden de tu fecha.


Una de las personas más paranoicas con esto de los cumpleaños es mi padre. No hay cumpleaños que se le pase por alto, y por supuesto, ahí está el hombre para recordármelo y para supervisar que mi felicitación telefónica llegue al destinatario. Y éso mismo es lo que ha pasado con los cumpleaños recientes, sobre todo con el de mi abuela, que coincidió con un día en el que me iba a tirar 12 horazas contando transporte en el curro. Ahí estaba para decirme que la llamase, que no se me olvidase, etc... Y luego la mujer que ni me reconocía por teléfono, que yo creo que colgó sin saber quién la estaba felicitando, pero bueno.

Caso aparte es el cumpleaños de los padres o hermanos, cumpleaños que aparte de la felicitación, incluyen regalo. Digamos que no tengo precisamente unos padres fáciles para los regalos. No quieren libros, películas, discos ni nada semejante. Catálogos de cultura descartados. Si nos metemos en electrónica, mi padre ya tiene su portátil, su iPod, su DVD y su DVD portátil, la tele de plasma, su PSP,... Y como todo lo que es de mi padre también es de mi madre, pues electrónica descartada para ambos. O sea, las tiendas donde mejor me manejo, Fnac y MediaMarkt, ni pisarlas para buscar regalos. También hay que tener en cuenta que mi economía es limitada, por lo tanto entradas para teatro, musicales, etc... también fuera. Ya tuve en las navidades pasadas el detallazo de regalarles una estancia de 2 horas en un Spa de lujo.

Así que lo que queda es ropa. Y el gusto de mis padres no es que lo tenga muy controlado, y las tallas tampoco, porque mi madre se quita talla de encima, y mi padre ni se la sabe. Pues venga, a buscar ropa. Tras buscar en varias tiendas, llego a la conclusión de que no sé qué cojones comprarles, y todo aquello que creo que les puede gustar, sobrepasa los 30 €. Menudo mamoneo.

Al final, me da igual que los regalos queden mejor siendo una sorpresa. Llamo a mi madre, le digo que qué cojones quiere, y me quito de problemas. ¿Un bolso de bandolera? ¿De Betty Boop? (Sí, mi madre es muy moderna) ¿Y en qué tienda dices que lo viste? Pues allá que voy. ¿29 pavos? ¡Joder! Mira, finiquitemos el asunto, me lo llevo.

Y así todos los santos años y todas las santas navidades. Es horrible. Para que luego los cabrones cuando llegue mi cumpleaños ni se esfuercen en mirar algo que me gustara y acaben dándome un billete de 50 € diciéndome: "para que ahorres". ¿WTF?

4 comentarios:

Txu Mifune dijo...

Yo.. no tengo ni mucho que pensar ni mucha gente a la que regalar sólo mi madre y mi prima xD. Mi madre ya se encarga a lo largo del año de decir.. "uy mira! esto me gusta muchoo.." y por como me mira sólo le falta guiñarme el ojo y hacerme una nota recordatoria.. y luego mi prima es tan friki que siempre hay mangas, animes y figuras q le faltan xDD supongo que en eso tengo suerte.
Aunke la pura verdad es que a mi me gusta regalar cosas, cosas que se que le gustarán a la gente .

Aitor Maiden dijo...

@ Txu Mifune: mi madre usa la táctica de "no hace falta que me compres nada". Pero que no me atreva luego a dejarla sin regalo.

bob dijo...

Esa táctica tambien la suelo utilizar yo mísmo. No hace falta que me regaleis nada para mi cumple ,,, pero me gustaría tener las dos últimas temporadas de perdidos...... jejejeje.

Aitor Maiden dijo...

@ bob: a mí me gustaría tener el comic de V de Vendetta...o de Watchmen...