Seguidores

14 de febrero de 2011

¿Por qué lo llaman amor...?

14 de febrero, una de esas fechas que es imperativo marcarlas en el calendario. Tal día como hoy murió el explorador James Cook o el monarca alemán Enrique II fue coronado emperador. Sí, y se me olvidaba mencionar el detalle de que hoy es San Valentín, santo que, por cierto, no existió. Hoy es el día del amor, así que había que dedicar una entrada a tal acontecimiento.

La verdad es que un solterón empedernido (y que siga así, por dios) como yo no es una autoridad en el tema, precisamente. Follar no es amar, esto que nos quede claro. Y masturbarse tampoco, dejad de tocaros, que se os va a quedar la picha y el higo naranjas.

Esta es una fecha de esas en las que a mí me dan ganas de vomitar, de meterme un tiro o de tirarme desde el cuarto. Hoy tengo que aguantar (y algunos de vosotros también, supongo) mensajitos entre parejitas estilo "te quiero, eres mi todo". Qué monada. Pero a esa gente nadie les ha dicho la verdad: que la vida no es una película de Disney, que a él le va a salir barriga y se va a quedar calvo, y que a ella le van a salir varices y se le caerán las tetas. A ver si por entonces siguen queriéndose. Además, que esto lo sé yo, que el ser humano está genéticamente preparado para la poligamia, que no se puede ser pertenencia de una sola persona. Eso se lo inventaron los testigos de Jehová y nosotros nos lo tragamos. Por cierto, a ver si nos dicen ya de qué han sido testigos, que a mí todos los sábados me llaman a casa para darme revistas, pero no sueltan prenda. Algo ocultan los mamones.

Bueno, que me voy por las ramas. ¿Qué es estar enamorado? La gente que sabe de esto dice que se sienten unas mariposas en el estómago. Mentira, eso es porque el amor produce gases. ¿Nunca habéis estado con una persona que os gusta, poniendo cara de agilipollado, mientras te aguantas las ganas de convertirte en una bocina humana? Además, que la gente hace cosas estúpidas por creer estar enamorados. Yo esto lo he vivido, y no os lo recomiendo. Porque basta que te cueles por alguien para que esa persona te suelte la famosa frase de "es que eres mi amigo". Ya, te comprendo, que tú lo que quieres es liarte con un desconocido, que quizá lo único que quiere es violarte y drogarte, para dejarte un bombo del que no te desprenserás hasta dentro de 9 meses. Normal.

Me refiero a los superamigos. Esas personas que van detrás de otra persona las 24 horas del día, se convierten en su perchero, en su bolso humano, en su paquete de pañuelos, en su psicólogo, en su cómico, en su chófer,... Todo con tal de que finalmente te puedas follar a esa persona...para que al final sea el que menos caso le hace la persona que se lleva el gato al agua. Esto lo digo desde la voz de la experiencia, que yo he estado en las tres esquinas. Y es un juego que no es muy divertido, porque amor no se obtiene, y si lo que buscas no es amor sino curar las penas, el tiempo invertido es desproporcionado respecto a lo que finalmente se obtiene. En serio, adoptad un perro, que ese siempre os querrá.

Y bueno, hoy es una fecha clave en la que descubres que la gente, definitivamente, es gilipollas. Porque hoy todos dicen "que no creen en San Valentín", pero los que tienen parejita acaban poniendo en el muro de Facebook esas frases lapidarias estilo "sin ti no soy nada, mi princesa". Y acaban regalándole cualquier mierda. Que en San Valentíin no creen...pero en San Corte Inglés sí. Estamos rodeados de infelices y calzonazos. Y lo peor de todo es que muchos de ellos acaban fundando un familia y criando una camada, cuando todo se originó en aguantarse las ganas de tirarse un pedo. La próxima vez, cagaos encima, eructad, y libráos de esa vida, que la mayoría acaban amargados.

9 comentarios:

Txu Mifune dijo...

Se me ha borrado el comentario que había puesto entero... Estoy de mala leche. Así que lo resumiré en.. Menudo desencantado de la vida, yo personalmente estoy feliz con alguien a quien decirle ñoñerias porque tengo esa vena, es lo que hay. San Valentín es una gilipollez como una casa y si, la inmensa humanidad lo único que quiere es follar, algo lógico y normal por otra parte...

Bueno, que hacía mucho que no te escribía, es culpa del twitter.

Aitor Maiden dijo...

@ Txu Mifune: así que detrás de ese odio enervado hacia mi persona, me encuentro con que eres una enamoradiza. Si al final vas a tener sentimientos y todo. Y lo de follar se puede hacer con sentimiento, solo hace falta cantar flamenco mientras tanto.

Javi dijo...

No creo que uno cuando se enamora se vuelva gilipollas, es que entra en otra dimensión, y esas actitudes que se manifiestan son producto del cambio bioquímico que se produce, un cambio que es excepcional, único y asombroso. El enamoramiento va parejo con una fijación de la atención, una fijación de la persona amada. Todo es pura química y física. Cuando la fijación pasa, y la sintonía cambia, la pasión tiende a desaparecer. Buena entrada, Aitor, aunque algo pesimista de más para mi gusto. Claro que todos tenemos desencantos amorosos, pero muchas veces es más cuestión de saber donde se apunta que de persistencia. Ciao.

Cinemagnific dijo...

Yo el problema que le veo no es la fiesta en sí, el problema que le veo es su absorción de siempre por el gran embudo del capitalismo y que el 14 de febrero signifique más que amar hartar de consumir estupideces y regalos tontos relacionados con el amor para enriquecer a los de siempre.

Aitor Maiden dijo...

@ Javi: no pretendía hacer una entrada pesimista, mas bien un poco sarcástica.

@ Cinemagnific: amén.

JasJ dijo...

muahaha, buena ración de bilis y sarcasmo Aitor. Es un día que no tendría nada de malo...si fuera simplemente un día más.
Curiosa historia la del teatro griego, no tenía ni idea. Saludos!


Pd, palabra de verificación: "putho" XD

Aitor Maiden dijo...

@ JasJ: jaja, a cada cual le sale la palabra de verificación que le define.

Mr. Rific dijo...

Mucho consumismo, mucha chorrada, que si no significa nada, invento de los grandes almacenes... pero las veces que yo he estado con alguien en esa fecha, si no he regalado nada se han "mosqueado/decepcionado".
(para mi sorpresa)

Yo tengo muy claro que para mi esa festividad no tiene importancia, pero lamentablemente hay mucha gente que le importa o no en función de si tiene pareja o si se encuentra malhumoradamente sola... (y esto último no va por nadie, de hecho comparto este post casi al 100% y me encanta estar soltero, etc)

Aitor Maiden dijo...

@ Mr.Rific: la soltería es el paraíso. No quiero convertirme en el integrante de una de esas parejitas a las que me encanta insultar y vomitarles encima.